ES CALÓ DE SANT AGUSTÍ

Es Caló es un pequeño pueblo donde aún se puede respirar una Formentera virgen.

Es Caló Formentera

Vista aérea del pueblo de Es Caló de Sant Agustí

Es Caló de Sant Agustí es, sin duda, una de las zonas más auténticas y características de la isla. Llegar al pueblo y sus playas es muy sencillo: partiendo de Es Pujols, una vez que haya pasado Es Arenals y todo ese tramo de costa llamada Migjorn, estará en el camino que lleva al Pilar de la Mola; en algún momento a su izquierda verá este paisaje virgen reconocido por muchos como “el último paraíso”. De hecho, aquí es donde la mayoría de las personas se abandona completamente a sí misma respirando una Formentera aún salvaje.

Tan pronto como llegue, estará fascinado por el pequeño puerto que alberga los tradicionales barcos de madera típicos de Formentera. Es Caló fue, de hecho, hasta la primera mitad del siglo XX, un activo puerto comercial, así como un importante dique seco para los barcos de los pescadores de la isla.

También fue en el pasado uno de los primeros centros dedicados al fenómeno del turismo. La cita de Sant Agustí hace referencia a un asentamiento histórico del siglo XIV que veía la presencia de un antiguo monasterio agustino del que ya no hay rastro.

Lo que distingue a Es Caló de todas las demás playas de Formentera es ciertamente la particularidad de tener un fondo rocoso. La presencia de pequeñas rocas ofrece al mar colores maravillosos, muy diferentes de los que se pueden encontrar en las otras playas de arena de la isla.

Camí de Sa Pujada

Desde Es Caló comienza un conocido y sugerente sendero cuesta arriba hacia El Pilar de la Mola: el Camino Romano. Su nombre original es Camí de Sa Pujada y tiene una gran importancia histórica como testimonio del siglo XIII.

Conocido en el pasado por los monjes agustinos que residían en el monasterio cerca del Pilar de la Mola, el camino se utilizaba para llegar al pequeño puerto de Es Caló, donde se desarrollaban las principales actividades comerciales del pueblo.

Camí de Sa Pujada de Formentera

Camí de Sa Pujada que conduce de Es Caló a La Mola.

Todo el recorrido, bien conservado y fácilmente practicable, cuenta con una sugerente caminata entre pinares y acantilados que ofrece magníficas vistas de la costa; te encontrarás con lagartos de un verde muy brillante, verás gaviotas y si tienes suerte también algún virot o pardela balear que no es más que un ave marina muy rara. Al final del camino se llega al famoso Mirador, un punto muy elevado (cerca de 200 metros s.n.m.) desde donde admirar un panorama excepcional de Formentera.

Declarado bien de interés cultural, para proteger el patrimonio histórico español, es un destino imperdible para todos aquellos que deseen dar un paseo romántico al atardecer, sino también para todos aquellos que deseen hacer un viaje y admirar las paredes cortadas a pico sobre el mar y las cuevas en los acantilados (visitadas a través de excursiones organizadas).
¡Es prácticamente imposible no dejarse cautivar por la belleza salvaje de la isla!

Un hecho poco conocido: fueron los lugareños quienes lo llamaron “camino romano” debido a su parecido con la pavimentación de las antiguas calles Capitolinas. Este sendero no presenta dificultades particulares y también es accesible para los niños. El Camí de Sa Pujada es sólo uno de los varios circuitos transitables de la isla; para conocer todos los demás puedes visitar la página de las rutas verdes de Formentera.

Para los amantes de la playa…

En la zona de Es Caló también hay dos hermosas calas de arena mezcladas con rocas que aún conservan un aspecto salvaje: Es Caló de Sant Agustí (donde se encuentra el puerto deportivo) y Ses Platgetes. Estos son ideales para aquellos que desean relajarse, tomar el sol y estar en plena armonía con el espíritu ancestral de la isla.

Playa Es Caló

El pequeño puerto de Es Caló y sus aguas cristalinas.

¡Como en cualquier otro lugar de Formentera, el nudismo no es una actividad prohibida! Estos lugares son también una verdadera joya para los amantes del buceo. Es muy frecuente ver numerosos buceadores en estas aguas transparentes.

En conclusión, podemos decir que la atmósfera que se respira en este pequeño pueblo, rodeado de una zona boscosa, es muy sugestiva. Aquí, cada año a finales de agosto, se celebra la fiesta de Sant Agustí con eventos dedicados y bailes y música durante toda la noche.

Otra peculiaridad que no debe subestimarse, Es Caló acoge algunos de los mejores restaurantes de Formentera como: Can Rafalet, Can Pasqual y el famoso Restaurante Es Caló. En cada uno de estos lugares se pueden degustar excelentes especialidades de pescado, además de los platos típicos de la isla (la ensalada de payesa y los calamares a la bruta, por nombrar algunos).

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE:

«Un viaje se vive tres veces:

al soñarlo,

al vivirlo y

al recordarlo. «

DESCUENTOS

Compra online billetes de ferry Ibiza – Formentera y alquila moto o coche al precio más bajo de la web.
Puede aprovechar estos descuentos, incluso si no ha alquilado un alojamiento con nosotros.

Affitto Formentera - Appartamenti Es Pujols, Case e Ville
www.affittoformentera.com
  • it
  • en
  • fr
  • es
error: